La Federación Argentina de Municipios (FAM), encabezada por la jefa comunal de La Matanza, Verónica Magario, reclamó al presidente Mauricio Macri que restituya el denominado “Fondo Sojero”. “Queremos hablar de eso y de la situación por la que están pasando los municipios”, dijo Magario, en la puerta de la Casa Rosada.

 

Un grupo de intendentes de todo el país, enrolados en la Federación Argentina de Municipios, encabezada por Verónica Magario, hizo una presentación ante la Justicia, en el Juzgado Federal Contencioso Administrativo N°3, para que se restituya el “Fondo Sojero” que fuera eliminado recientemente por un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU), y concurrió a la Casa Rosada para solicitar una audiencia con el Jefe de Estado.

“Queremos hablar de eso (Fondo Sojero) y de la situación por la que están pasando los municipios”, sostuvo Magario, frente a la Casa Rosada, y aseguró que el Fondo Sojero significa “un recorte” que afecta “a la gente” en medio de una “situación de crisis”.

La intendenta justicialista y posible candidata a gobernadora bonaerense en 2019, señaló que en este contexto, los jefes comunales necesitan “más fondos” para hacer frente a “situaciones complejas” relacionadas con “el hambre” y “el trabajo”.

 


Más adelante, Magario aseguró que el objetivo de su concurrencia a la Sede del Gobierno Nacional, era “visualizar esta situación” por la que a su juicio transitan “todos los intendentes del país”.

“Nos restan fondos para nuestras propias obras, obras que estaban empezadas y no tenemos los fondos para pagarlas. Son obras que están vinculadas a la educación, a la salud, a los caminos, a las viviendas, a la seguridad también”, remarcó, y agregó: “Son fondos que se designan a obras de infraestructura”.

 

“Queremos que el DNU (decreto de necesidad y urgencia) sea rechazado porque no cumple con la Ley de Presupuesto, ya que estaba comprometido el pago hasta el 2020 y ha sido unilateralmente desarmado”, enfatizó Magario y aseguró: “Estamos acudiendo a todos los que nos quieran escuchar para expresarles la necesidad de este fondo”, finalizó Magario.

El programa, que fue eliminado a mediados de agosto mediante un DNU, planteaba que el Gobierno debía transferir a las provincias y los municipios el 30 por ciento de la recaudación de los derechos de exportación a la soja.

 

 

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: